Soy muy joven, tengo 35 años y no veo la necesidad de plantearme un programa de Rejuvenecimiento.

Nada más nacer el cuerpo comienza a oxidarse, a envejecer. El oxígeno que nos da la vida, nos oxida y nos la quita. La vida es un equilibrio entre oxidación y reducción. En el periodo entre los 35 años y 40 años el cuerpo disminuye drásticamente la producción de antioxidantes importantes y el deterioro y los signos de envejecimiento se hace cada vez más palpables y evidentes. Los 35 años es una de las mejores edades para empezar a prevenir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *